Velocidad

Arancha García/ febrero 2, 2016/ RFR (Reflexiones, frases y rebumbio)/ 0 comentarios

Siempre has querido tener entre tus manos los mandos del vehículo más veloz de todos los tiempos, sin que ni siquiera te hayas detenido a mirar hacia dónde conduces tu propio destino. Detente en ti. Contempla el potencial que sólo tú emanas. Entonces comprobarás lo innecesario que supone anhelar un montón de metal. Tu corazón es el motor más potente.

Leer más