Olvidar y recordar

Arancha García/ agosto 29, 2014/ Opinión bloguera/ 5 comentarios

Haz uso de tu mala memoria. Olvida lo que te dolió. Olvida la pesadilla que te hizo despertar de un golpe. Olvida lo que te dijeron ayer y te llego a lo más profundo del corazón haciéndolo añicos. Olvida las penas que hacen estragos en tu interior. Olvida el comportamiento de quien actúa con egoísmo. Olvida tu descontento a quien sólo te busca por interés y apariencias… Olvida a tu olvido, y dale recuerdo a tu recuerdo más presente; el de hoy, y ahora.

Recuerda todo aquello que te hizo vibrar de alegría. Recuerda aquello que soñaste y que por segundos te hizo vivir una aventura inolvidable. Recuerda aquellas palabras que alguien te dijo ayer y te hizo ver su afecto por ti. Recuerda todas esas alegrías que has experimentado a lo largo de tu vida. Y que debes recordar en los peores momentos para levantarte de la caída. Recuerda la generosidad de quien sin querer nada a cambio sin que le pidieras ayuda te tendió la mano y te dio todo lo que necesitabas y estaba en sus posibilidades. Recuerda aquellos que te quieren sin más ánimo que el de quererte y acompañaros mutuamente en este camino de la vida…

Debes hacer uso de tu mala memoria para aquellas cosas que no aportan nada en tu vida, más que sólo crean dolor, desesperación, y soledad. Y debes hacer uso de tu memoria más sensible y pura para recordar todas aquellas cosas que han pasado en tu vida, y que han marcado los mejores momentos, siendo una ayuda para cuando los momentos menos positivos regresen a tu memoria mostrarles que a pesar del dolor que crean, la alegría de toda las cosas vividas, también quieren acompañarle.

Haz uso de tu memoria, para no darle olvido a lo vivido. Lo que has vivido te pertenece, ya que, es tu historia.

olvido

 

Compartir esta entrada

5 comentarios

  1. Preciosas palabras; cargan un gran mensaje. Tu sensibilidad es máxima, felicidades.

  2. Permíteme pedirte que no me olvides que soy tu fan número one siempre! guauuuuu

  3. Por supuesto Yosef que no me olvidaré; tengo la mala costumbre de no olvidarme de nadie que forma y ha formado parte de mi vida, a pesar que por motivos habido algún parón, aunque igualmente he decirte que es lo menos, aún así estate tranquilo 😉 no me olvido, je, je, je. O mejor dicho, no dejes tu tampoco de venir por aquí je, je, je.

  4. Fascinante. Nos hacemos los olvidadizos cuando nos conviene de resto somos muy espabilados, y no cuesta nada dar un abrazo, y mostrarnos sin miedo. Estafa la sociedad por falsa.

  5. Exactamente Cristi, me cuesta incluso decir tenemos memoria de pez, más que nada porque me parece que ofendo la inteligencia de esos animalitos que me parecen más coherentes y sinceros que todos nosotros.
    Nos han inculcado muchas cosas.
    Abrazos y no dejes de venirte, 😉

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*